viernes, 18 de diciembre de 2015

LA EXPRESIVIDAD DE LAS TORRES DE TIERRA DE CAMPOS

A veces, cuando miramos a un edificio, nos da la sensación que él, a su vez, nos esta mirando.
Sea por que sus ventanas parecen ojos ... que encierran miradas, sea por que sus puertas parecen bocas ... que algo callan, lo cierto es que algunos edificios que habitamos, pareciere que tuvieran alma.


En la localidad zamorana de Castroverde de Campos, ubicada en la comarca de Tierra de Campos, existe una torre que podríamos tildar de peculiar. Dicha torre esta declarada actualmente como Bien de Interés Cultural (BIC) y formó parte de una iglesia bajo la advocación de San Nicolás.
FACHADA SUR DE LA IGLESIA DE SAN NICOLAS.






La torre, que combina los sillares de piedra en sus cuerpos inferiores y los ladrillos mudéjares en la mitad superior, es de una construcción aparentemente sencilla, salvo que sus cuatro fachadas, parecen mostrar una expresividad un tanto inquietante. 


En diversas fotos que se han hecho de sus fachadas sur y oeste, la torre parece que quisiera comunicar algo, como si añorada aquel sonido, hoy silenciado de sus campanas. Y aunque muda en el tañir, su expresión habla de manera mas que audible. Se puede decir mas alto, pero quizás no mas claro.

Todo sea cuestión de ir a verla o de mirar para otro lado. 

2015-12-18 Francisco Rubio (c)
Publicado en el Agora de Tierra de Campos (copyright)

No hay comentarios:

Publicar un comentario